Aline Corpus
Agencia Reforma

MEXICALI, BC 15-May .- Un grupo de 27 ballenas Piloto quedó varado en el puerto de San Felipe en el Golfo de California, a unos 200 kilómetros de la capital de Baja California, pero sólo dos cetáceos y una cría pudieron ser salvados.
Personal de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa), la Secretaría de Marina así como pescadores del lugar participaron en las labores de rescate desde la tarde del sábado, cuando quedaron varadas, hasta la mañana del domingo.
Rosario Carrillo, quien participó en el rescate, comentó que hubo varios intentos de regresar a los mamíferos al mar, pero volvían a la zona de playa.
“Entre muchos las empujaban hasta llevarlas a donde ya pudieran moverse solas, pero se regresaban una y otra vez”, relató.
En un comunicado, la Profepa informó que inició una investigación para recabar evidencias que ayuden a determinar las posibles causas del varamiento de los ejemplares enlistados en la Norma Oficial Mexicana NOM-059-SEMARNAT-2010, en la categoría de “Sujeta a Protección Especial”.
“Se estima que las ballenas se encontraban desorientadas  debido a que ninguno de los ejemplares presenta daños o lesiones visibles; tampoco se detecta afectación por redes, artes de pesca o actividades antropogénicas que pudieran ocasionar o influir en el evento de varamiento”, informó la dependencia.
“Estas ballenas tienen una cohesión social fuerte, es decir, que no abandonan a otras que están en peligro, aunque eso signifique la muerte”, añadió.