Una oreja ganada a ley

Por FRANCISCO VARGAS M.

El matador aguascalentense Joselito Adame cortó una valiosa oreja y de gran peso, ayer en la corrida celebrada en Bilbao, tras lograr una gran faena al segundo toro de su lote de la ganadería de El Puerto de San Lorenzo, misma que rubricó de estocada recibiendo, siendo premiado con un apéndice, teniendo petición del segundo que el juez no concedió.
Ante casi media entrada en la Plaza de Toros de Vista Alegre, se lidiaron toros de la ganadería de El Puerto de San Lorenzo, que no presentaron complicaciones, destacando el primero del festejo.
Joselito Adame ante su primero, un toro que le dio pocas posibilidades, debido a su mansedumbre y con peligro sordo, el diestro aquicalidensese impuso para extraer muletazos de mucho mérito, aguantándole los parones y las medias embestidas del burel para retirarse en silencio.
Con su segundo, Joselito inició su faena doblándose de tablas a los tercios. Posteriormente, le dio la distancia correcta para ligar muletazos de gran calidad por el pitón derecho, empujando al ejemplar hasta el final con gran suavidad en cada pase. Se pasó la muleta a su mano izquierdo trazando naturales con temple y mando. Cerró con Bernardinas sin espada y Luquecinas, tomando el acero haciendo suerte y recibiendo para cortar una oreja. Los aficionados solicitaron la segunda misma que el juez no quiso conceder.
Juan José Padilla primer espada del cartel escuchó ovación y en el otro se llevó una oreja a su espuerta.
Juan del Álamo recibió ovación en su primero y con el cierra plaza tuvo silencio.