sapiens_logoDavid Reynoso Rivera Río
Hace ya aproximadamente tres años, esta casa editorial, de la mano del Lic. Asunción Gutiérrez, me otorgó la grandiosa oportunidad de publicar por primera vez, un pequeño manuscrito de mi autoría con relación a la participación de los jóvenes en la vida política del Estado y de nuestro amado México. En ese entonces, recuerdo que El Heraldo de Aguascalientes era el medio pionero que comenzaba a impulsar la publicación de opiniones vertidas por jóvenes, quienes hoy orgullosamente abarcamos una gran parte de las columnas editoriales e inclusive en algún par de tertulias que hemos realizado, decidimos denominarnos “Las tintas frescas de El Heraldo de Aguascalientes”.
Es menester aplaudir a los diversos medios de comunicación en el Estado que han replicado este gran modelo en el que se nos da a los jóvenes aguascalentenses la oportunidad de abarcar espacios importantes, de manera que contribuyamos a mejorar nuestro entorno. La tecnología, las generaciones modernas y los nuevos factores de poder, hacen sumamente necesario que este importante fenómeno de la opinión (plasmado a través de la escritura) continúe desarrollándose. Mencionado lo anterior, me permito hacer una extensiva invitación a desarrollar el gusto por la escritura y así dar el primer paso.
Atreverse a redactar las opiniones de una manera respetuosa es un ejercicio fascinante y recomendable en todos los sentidos. En alguna ocasión leía un par de versos donde se estipulaba lo siguiente: la escritura no es una obra de magia, sino un acto de perseverancia. Pensamiento con el cual concuerdo, ya que definitivamente soy consciente que a lo largo de estos tres años ha habido redacciones tanto buenas como malas, y claro que cada jueves trataré de hacer llegar a ustedes mi mejor esfuerzo.
Considero que la escritura es un excelente mecanismo de intercambio de ideas. Formar parte de un equipo de columnistas, permite una gran interacción con las personas a las cuales llega el contenido de los escritos ,de manera tal que se reciben correos o comentarios en las redes, los cuales en ocasiones pueden felicitar a uno por el manejo del tema o la opinión vertida sobre le mismo; sin embargo, también se reciben correos y opiniones contrarias con argumentaciones muy válidas, que la gran mayoría de las veces permiten abrir la mente y entender que siempre habrá posturas diferentes pero sumamente válidas a la par.
Créanme que tanto el apoyo como la crítica son sumamente enriquecedores, pero es aún más enriquecedor saber que de una u otra manera, se logra despertar un interés por el tema.
Finalmente, agradezco a todos ustedes el favor de su lectura cada jueves, aunado a sus visitas en mi blog digital Sapiens Iuventus y me despido en esta ocasión reiterándoles mi compromiso de seguir impulsando la perspectiva de un joven interesado en fomentar la cultura del buen ciudadano y transmitir algún par de opiniones sobre temas de interés general. El camino es muy largo; sin embargo, con el permiso de Dios, seguiré poniendo el dedo sobre el renglón y alentaré a todos los jóvenes a interesarse por su comunidad, por su municipio, por su estado y por su país.

Correo: davidreynoso40@hotmail.com
Twitter: @davidrrr

Compartir
Artículo anteriorActitud disonante
Artículo siguienteShock