Son esposos

Carlos y Consuelo reciben bendición para su unión

Terminó la espera para Carlos Silos Buena y Consuelo Delgado Andrade, quienes recibieron el séptimo de los sacramentos en un acto de amor y algarabía que culmina con su noviazgo y da paso a su más grande ilusión de los últimos tiempos: unirse en fiel matrimonio hasta el final de su existir.
La pareja se presentó ante el altar del templo de San José para pedir la bendición de Dios y sellar su enlace.
El señor Guadalupe Silos Leos y la señora Elvira Buena Delgado entregaron a su hijo Carlos con los ojos llenos de ilusión y el corazón entre sus manos, orgullosos de que lo criaron como un gran hombre con valores y principios para unir su vida con la de Consuelo, la mujer que ama, cuida y respeta.
La ceremonia permitió a los asistentes presenciar el instante en que los jóvenes enamorados expresaron sus votos de amor ante el altar para, luego, recibir del sacerdote la bendición que habrá de acompañarlos el resto de sus días.
Al finalizar la ceremonia y ya en el atrio del lugar, los asistentes no tardaron en acercarse a brindarles a los recién casados una efusiva felicitación para dejar en claro el regocijo sentido al ser partícipes de tan importante fecha para los celebrantes.

Compartir
Artículo anteriorMujer divina
Artículo siguienteEs hijo de Dios