Aunque la cantidad de mastógrafos en la entidad es suficiente, así como de especialistas y unidades médicas, las pacientes de riesgo siguen sin adoptar las medidas preventivas para el cáncer mamario, así lo refirió el presidente del Colegio de Ginecólogos de Aguascalientes, Daniel Eli Bravo Aguirre.
Especificó que la Secretaría de Salud ha redoblado esfuerzos a fin de que las pacientes que soliciten una cita la puedan obtener en un par de días para ser revisadas a través de una mastografía donde pueden detectar alguna irregularidad; “lo único que necesitamos es que las pacientes tomen conciencia, vayan con el médico para que se les realice la mastografía”; especificó que hace falta más impacto, para lograr que más mujeres se hagan este procedimiento y así evitar las muertes por cáncer de mama.
Señaló que en la entidad se ha logrado reducir un poco las tasas de mortalidad en cuanto a la media nacional, refiriendo que en Aguascalientes mueren anualmente 70 mujeres a causa del cáncer de mama; “lamentablemente no podemos disminuir los números de manera considerable, sin embargo, consideramos que si las mujeres hacen su parte habrá cada vez menor número de casos”.
Explicó que son las mujeres de 40 años o más quienes presentan incremento en el riesgo de padecer cáncer de mama, “ese grupo poblacional ha estado creciendo, en México en el 2010 había 13 millones de 45 años o más, entonces esas personas conforme vayan pasando los años aumentará su riesgo”, apuntó el ginecólogo.
Finalmente, señaló que hace falta concientizar a las mujeres sobre esta problemática y respecto a las medidas preventivas desde edades más tempranas, como ha sucedido con la prevención de cáncer del cuello de la matriz; “no tenemos todavía ese impacto para que las pacientes vayan y soliciten una mastografía y que se hagan su exploración”.