Se prometieron amor eterno

Memorable fecha se vivió recientemente en el templo de San Antonio de Padua, puesto que acudieron a su altar principal la pareja conformada por Carlos Delgado González y Liliana Madera Espino, con el firme propósito de consagrar el amor que se profesan al Sagrado Sacramento del Matrimonio.
Ambos contrayentes acudieron al recinto sagrado acompañados por sus respectivos padres, Carlos Delgado y Guadalupe González, al igual que Alfredo Madera y Fabiola Espino, de quienes recibieron su bendición.
Los señores Ulises Espino y Eva Rodarte, apadrinaron a los novios y con ellos adquirieron un compromiso de velar por la nueva familia que recién comienza.
Votos, anillos, arras y promesas de amor, fueron intercambiadas por los novios frente a Dios y en su nombre fueron declarados como marido y mujer por el siervo que presidió la santa misa.
En honor a los esposos y al término de la solemnidad, el entorno de Hacienda de Letras fue preparado para una velada en la que los recién casados fueron festejados y felicitados por sus seres queridos.