CDMX.- Los Tigres del Norte no se duermen en sus laureles y con su próximo disco entrarán, por primera vez, a un territorio desconocido, reveló Alfonso Rodenas, su ingeniero de sonido.
“Van a soñar diferente. Van a intentar entrar más en el pop. Van a seguir manteniendo la decencia norteña y esto, pero van a intentar abrirse a una audiencia más amplia”, dijo en entrevista el español.
Agregó que “«El Ataúd», que ganó un Grammy Latino como Mejor Canción Regional, es una muestra de ello, pues ya presenta arreglos peculiares con cuerda y baterías”.
Rodenas aseguró que su trabajo con Los Tigres, además de como ingeniero, es el de una suerte de psicólogo.
“Tienes que estar midiendo a los artistas, arropándolos, mostrándoles cariño porque todo puede ser un campo de minas o todo puede ser un campo de rosas”.
Alfonso visitó la Ciudad de México para hacer promoción de su proyecto musical, The Blue Dolphins, al lado de la cantante británica Victoria Scott.
Las exploraciones sonoras de The Blue Dolphins los llevan por el surf rock, el british soul, el country, baladas y rock and roll puro, pero siempre con un mismo sentimiento.
“Nuestra música transmite entusiasmo por la vida, se focaliza en transmitir energía de superación. Porque a veces parece que la música es una clínica psiquiátrica donde todos dicen que la vida es una mierda”.
El curioso nombre de la banda, reveló Scott, tiene que ver con que ambos viven en California, muy cerca del océano y la vida marina. (Mario Abner Colina/Agencia Reforma)