LOS ÁNGELES.- En su próximo álbum, el cual será más melódico, Beck se pondrá “Wow”.
Tras haber ganado el año pasado tres Grammys por su disco “Morning Phase”, entre ellos Álbum del Año, el angelino buscó un nuevo concepto para su 13 álbum de estudio, del que suena “Wow” como primer sencillo.
“Me hago propuestas a mí mismo y pienso en lo que no he hecho. De ahí parto siempre para componer una canción, armar una melodía y trabajar en una letra. Lo melódico y lo irracional está llegando a mí”, subraya en entrevista.
Calificado como uno de los exponentes del rock indie más innovadores por experimentar con folk y hip hop alternativo, entre otros géneros, el músico retorna a la escena musical haciendo un análisis de lo que ha sido su camino a la madurez interpretativa.
“He pasado por muchas fases como músico, tal como en mi vida privada, y he mostrado momentos de locura y de cordura, de extremo apasionamiento, de indiferencia, de investigación social, de introspección sentimental. Así soy, tengo un poco de todo.
“Mi estilo ha sido siempre tan indefinido, tan impredecible, que quiero permanecer así. La estática no se me da, porque siempre ando pensado en cosas nuevas, en ideas, en aportaciones para mis letras. Jamás me repetiré y siempre renovaré mi esencia”, comparte el intérprete de “Walking Light” y “Güero”. (Juan Carlos García/Agencia Reforma)