A partir de este año, el envío de remesas de connacionales que viven en Estados Unidos, se incrementó en 30% al pasar de 1 millón a poco más de 1.3 millones de dólares al día, informó Alberto Aldape Barrios, director del Centro de Investigaciones para el Desarrollo Empresarial (CIDE).

Indicó que la tendencia en el envío de dólares continúa a la alza, debido principalmente al tipo de cambio, ya que en estos momentos les resulta mucho más rentable el tipo de cambio, y otro factor importante lo constituye la gran fortaleza de la economía norteamericana.

Consideró que la inyección de 1.3 millones de dólares al día a la economía local, permite mantener una dinámica económica estable y le inyecta bríos al comercio y al consumo de bienes y servicios por parte de las familias que reciben dinero de Estados Unidos.

De acuerdo a datos del Banco de México, a partir de este año se registró un aumento en el envío de remesas al país, y que en el caso de Aguascalientes, un solo mes, el de marzo, los aguascalentenses que trabajan en aquella nación enviaron el equivalente a una tercera parte del total de dinero que mandan en un año. Uno de los factores indiscutibles de la razón del aumento de las remesas lo es sin duda alguna, la fortaleza de la economía  norteamericana, que pueden dar más empleo y mejor pagado y que, aunado a las ventajas que representa en este momento el tipo de cambio, los mexicanos radicados en Estados Unidos aprovechan para mandar más dinero y que aquí les rinda más. Consideró que justamente este fenómeno económico lo intentó medir el INEGI con el cambio de metodología para medir la pobreza, debido principalmente a que la población de más escasos recursos son los que reciben una parte importante de esos dólares que son enviados al país pero que no son manifestados por nadie.