Se congratulan grupos conservadores ante el retiro de espectaculares que promovían el uso del condón; Rosario Becerril, de la asociación civil “México es uno por los niños”, manifestó que éstos daban a la sociedad aguascalentense un mensaje de promiscuidad y nada abonaban a la unión familiar; la mañana de ayer un grupo no muy nutrido de mujeres se reunió al pie de uno de los anuncios, con la intención de manifestar su reprobación ante dicho mensaje, sin embargo, éste ya estaba siendo desinstalado, ante ello señalaron que seguirán haciendo presión para que pase lo mismo con el resto y exigirán que no haya en la entidad campañas de esta índole.
“Este tipo de campañas faltan el respeto al pudor público, nosotros somos promotores de la castidad y la abstinencia en niños y jóvenes; no queremos promiscuidad, queremos valores”, señaló la inconforme.
Agregó que este tipo de campañas se costean con los impuestos de los ciudadanos, y no está de acuerdo en que su dinero se use, según dice para promover la promiscuidad y relaciones sexuales antes del matrimonio; “se están usando nuestros impuestos para promover relaciones antes del matrimonio, el Gobierno está usando nuestro dinero para promover y no prevenir”.
-¿Cómo afectan estos mensajes a la sociedad donde vivimos?
“Afectan muchísimo porque tratan de poner como normal lo que no es normal, están tratando de destruir familias y nosotros tratamos de unir y conformar a la familia porque la familia es la base de la sociedad”.
-¿Ustedes están en contra del uso del preservativo?
“Nosotros queremos que las familias sean respetadas, queremos promover la abstinencia y castidad en los jóvenes, queremos promover el matrimonio, porque esos son los valores de una sociedad sana”.
Señalan que todo el contenido de dicho espectacular les incomoda, no sólo el hecho de que éste sea protagonizado por una pareja de hombres.
Se sabe que fueron cinco los espectaculares que se instalaron en la ciudad desde el pasado jueves, producto de una campaña federal apoyada por el Sector Salud de la entidad.