A fin de eliminar la discrecionalidad en la asignación de la obra pública en el estado, el gobernador Martín Orozco Sandoval puso en marcha un nuevo esquema de transparencia para la adjudicación de los proyectos.

Ayer, con el nuevo modelo se asignaron 87 obras por un monto cercano a los 100 millones de pesos que representan 115 contratos.

“Estamos planeando muy bien todo el tema de la obra que se va a hacer en este sexenio para que siempre sea con las mismas reglas, con mucha transparencia y tratar de que le toque a la mayor parte posible para que no se concentre todo en dos o tres constructoras en el sexenio, sino que podamos extenderla lo más que se pueda, porque estoy convencido de que entre más se disperse la obra, más economía va a generar”, sostuvo.

Ante cientos de constructores, alcaldes y miembros de colegios de profesionistas afiliados a la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC), el mandatario dijo que con este nuevo proceso que tiene su base en la transparencia y la apertura, también se busca promover una mayor participación de las micro y pequeñas empresas de la construcción.

Agradeció a quienes se sumaron a este proyecto, ya que uno de los principales objetivos de su administración estatal no es sólo recuperar la confianza y credibilidad del gremio de la construcción, sino de todos los sectores productivos y de la población en su conjunto; y eso, subrayó, sólo va a ser posible mediante un trabajo honesto y transparente.

Durante el evento en las instalaciones de la CMIC y al que también asistieron el presidente de la Cámara en Aguascalientes, Francisco Romero David, y la diputada Norma Isabel Zamora Rodríguez, Orozco Sandoval subrayó que con acciones como ésta, sin duda se fortalece al sector de la construcción y se da cumplimiento puntual a la Ley de Obra Pública del Estado.

Por su parte, el secretario de Infraestructura y Comunicaciones, José de Jesús Altamira Acosta, reiteró que por primera vez se impulsa un mecanismo de este tipo en la asignación de la obra pública en la entidad, a través del cual se concederán los proyectos de forma aleatoria, de tal manera que no haya un sesgo en las adjudicaciones y se amplíe así la participación de las empresas.

En el procedimiento de asignación directa e invitación restringida, podrán participar empresas cuyo capital contable pueda solventar financieramente la ejecución de un proyecto con diferentes montos de inversión, de acuerdo a lo que establece la Ley de Obra Pública y Servicios Relacionados con las mismas del estado.

Detalló que los rubros en los que los constructores pueden intervenir de acuerdo a su especialización, son salud, cultura, turismo, seguridad pública, redes de agua potable, pavimentación y electrificación.