Un tremendo susto se llevó una familia, después de que uno de sus hijos de apenas 5 años, cayó accidentalmente a una alberca y estuvo a punto de morir ahogado.
La mamá del niño se percató justo a tiempo de lo ocurrido y logró rescatarlo vivo.
Se estableció que en días pasados, el papá del niño fue contratado para cuidar una casa de campo que se ubica en la calle Mezquital, en el poblado de Calvillito.
Debido a que dicha finca está desocupada, el propietario le permitió a esta persona que se llevara a su familia, integrada por su esposa y sus dos hijos, un niño de 8 años y otro más de 5.
Ayer por la mañana, los dos hermanitos se encontraban jugando en un área de la casa de campo que había sido fumigada.
En esa zona se ubica una alberca, hasta donde llegaron a jugar los dos niños.
Minutos después, la mamá de los niños que se encontraba haciendo la comida, observó únicamente al niño de 8 años, por lo que le extrañó no ver a su otro hijo.
Al preguntarle al niño sobre el paradero de su hermanito, éste le comentó que se había quedado en la zona donde se localiza la alberca.
Al presumir que algo malo le hubiera pasado, de inmediato la mujer se dirigió a esa área de la casa y observó que su hijo se encontraba en el interior de la alberca, por lo que de manera desesperada se arrojó al agua y logró rescatar al niño, quien para esos momentos ya estaba inconsciente.
Poco después llegaron policías preventivos y una ambulancia de Bomberos Municipales, a bordo de la cual trasladaron al niño a recibir atención médica al HGZ No. 2 del IMSS, donde se reportó que su estado de salud ya es estable y fuera de peligro.