Por Juan Antonio de Labra

En las últimas horas han aterrizado en el aeropuerto capitalino los seis aviones que transportan el complejo equipo de las once escuderías que este domingo disputarán el Gran Premio de Fórmula Uno en el Autódromo Hermanos Rodríguez, en la cita número 19 de una reñida temporada que aún mantiene abierta la batalla por el título mundial entre los dos ases de Mercedes: el líder alemán, Nico Rosberg, y el inglés Lewis Hamilton, separados por un margen de 26 puntos en la tabla general de pilotos.

Y a diferencia del año anterior, en que Lewis llegó de Austin con la tercera corona mundial de su trayectoria sobre su cabeza, el campeonato 2016 todavía no está definido, de tal forma que la expectación ha aumentado y los seguidores de ambos no dejan de polemizar acerca de quién se llevará la victoria en una carrera que el año pasado ganó Rosberg.

Con una cifra récord de asistencia en 2015, contabilizada en más de 336 mil asistentes durante los tres días de competencia, y un ingreso bruto en taquilla de unos 950 millones, el Gran Premio de la Ciudad de México se ha posicionado como un evento deportivo sin precedentes que genera una impresionante derrama económica, así como una significativa imagen para el país, gracias a las altas audiencias televisivas.

En otras cifras de interés, la carrera de 2015 arrojó unos beneficios jugosos para hoteles, que tuvieron una ocupación de 284 mil 330 habitaciones en ese fin de semana, mientras que los restaurantes vendieron 100 millones de pesos más que su promedio en las mismas fechas. La Secretaría de Turismo considera que este evento aportará unos 400 millones de dólares anuales a la economía nacional.

Los 22 monoplazas recorrerán una distancia de 305 kilómetros distribuida en un total 71 vueltas de 4.304 kilómetros. La infrecuente altitud de 2,285 metros sobre el nivel del mar a la que se encuentra ubicado el autódromo, es un aspecto técnico que deberán tomar en cuenta los ingenieros de un deporte donde la tecnología, la estrategia y el valor, son tres de sus elementos fundamentales.