Benito Jiménez
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO 2-Nov .- Al cumplirse seis días de la toma del Palacio de Gobierno de Veracruz por parte de Alcaldes del PAN y PRD, decenas de personas apoyaron a los funcionarios con cobijas, agua y alimentos.
Alrededor de 40 presidentes municipales exigen el pago de ministraciones que fueron utilizadas por el Gobierno del estado para otros rubros y que el Gobernador interino Flavino Ríos dialogue con ellos.
“Nadie está pidiendo nada regalado, es dinero que llegó del Gobierno federal para los ayuntamientos y pues se lo robaron, y ¿qué vamos a hacer los Alcaldes? ‘que ya se lo roben y ya’, pues no; aquí vamos a estar (…) desde aquí te decimos Flavino Ríos no seas cobarde, ven, platica, resuelve”, expresó el Alcalde de Boca del Río, Miguel Ángel Yunes Márquez.
Los pasillos y la explanada del inmueble gubernamental son similares a un albergue, donde se han colocado las donaciones y un comedor provisional.
Al interior del edificio, los inconformes instalaron calentadores, cajas de pan, ollas de café y cacerolas con guisados.
“Hay jóvenes, niños, adultos mayores, yo no sé por qué dicen que no hay las condiciones para que las autoridades vengan a platicar con los Alcaldes, que está muy peligroso.
“No veo a nadie de peligro; es un ambiente familiar, lo que quiere la gente es vivir tranquila, que en sus municipios haya seguridad, medicinas en los hospitales”, señaló Yunes Márquez.
En tanto, maestros del Sindicato Independiente de Trabajadores de la Educación de México (SITEM) y de la Coalición de Sindicatos Magisteriales se sumarán a las exigencias del pago de adeudos con bloqueos a casetas de peaje y entronques cercanos a Xalapa.
En un comunicado advirtieron de sus movilizaciones y emplazaron al Gobierno de Ríos a que liquide de inmediato los adeudos que mantiene con el sector.
Fuentes del Gobierno estatal adelantaron que para hoy, ya en día hábil, el personal administrativo se concentrará en Casa Veracruz.