Érika Hernández
Agencia Reforma

BERLÍN, Alemania 10-Abr .- Dos aviones caza del Ejército alemán dieron la bienvenida al Presidente Enrique Peña.
Veintinueve minutos antes de llegar al Aeropuerto Internacional de Berlín, las aeronaves se instalaron a los costados del TP01 José María Morelos y Pavón para escoltar su aterrizaje.
Ya en tierra, el Primer Mandatario y su esposa Angélica Rivera fueron recibidos por la Embajadora de México en Alemania, la ex Canciller Patricia Espinosa.
A lo largo de la alfombra roja se colocaron 24 guardias, así como una veintena de funcionarios mexicanos y alemanes.
Al concluir la fila, ya lo esperaba un lujoso Mercedes-Benz negro, que lo llevó a su hotel, escoltado por 14 motopatrullas, y detrás un convoy de la comitiva mexicana conformado por diez vehículos.
El Presidente y su esposa se tomaron la tarde libre para descansar y caminar un poco por ciudad.