El Cuerpo y la Sangre de Cristo fueron otorgados por primera vez a Santiago Díaz Seguy, quien se mostró dichoso de recibir el sacramento de la Comunión.
La Parroquia Nuestra Señora de La Soledad (Campestre) enmarcó la ceremonia donde el neocomulgante compartió emotivos momentos con sus familiares y amigos más cercanos, destacando entre ellos la presencia de sus papás. Francisco Díaz y Natalia Seguy.
Asimismo, estuvieron presentes sus padrinos: Alejandro Gutiérrez y Elizabeth Fernández, quienes elevaron sus oraciones para pedir por la salud y el bienestar de su nuevo ahijado.
Después de la ceremonia, la familia Díaz Seguy recibió a sus invitados en el jardín Focaccia donde se ofreció cálido festejo en honor a Santiago.