Reaparece la rotación de personal en textileras

Los trabajadores prefieren migrar al sector automotriz

Tras varios años de relativa estabilidad laboral, hoy las empresas textileras enfrentan el problema de rotación de personal, porque prefieren migrar al sector automotriz.

Esta rotación de mano de obra afecta al 30% de la plantilla laboral del sector; “tres de cada 10 trabajadores andan de un lado para el otro, van a las empresas automotrices y luego se regresan, y este movimiento de personal afecta al gasto en capacitación de las empresas del ramo textil”, afirmó su presidente, José de Jesús Martínez Marmolejo.

Explicó que uno de los sectores con mayor afectación por una sobre oferta de empleo es sin duda el textil, dado que los trabajadores de este ramo demandan de una capacitación muy especializada por el tipo de maquinaria que manejan.

“En el caso del sector de la confección, en realidad la capacitación es muy rápida y con un grado de complicación menor, pero hablar del ramo textil es hablar de maquinaria más grande y compleja, que requiere de mayor atención y de una inversión mayor para formar a trabajadores del ramo”.

En promedio, la capacitación de un trabajador de la industria textil se lleva al menos seis meses para dejarlo en óptimas condiciones, sin embargo, una vez formado y que ha adquirido experiencia, migra al sector automotriz en donde obtiene quizás mejores sueldos y prestaciones que el que las empresas del sector textil les pueden ofrecer.

Dijo que en gran medida, la sobre oferta de fuentes de trabajo ocasiona que los trabajadores salten de una empresa a otra, porque cuando no hay suficientes empleos, los trabajadores deciden arraigarse, ante la posibilidad de que se queden sin empleo.

Actualmente, los sectores textil y de la confección emplean cerca de 20 mil trabajadores entre ambos, pero que la mayor incidencia de rotación la tiene el textil con el 30% de su plantilla laboral, finalizó el dirigente de esta cámara empresarial.