En el marco del Día Mundial del Reciclaje, los gobiernos Estatal y capitalino presentaron ayer un Programa Piloto que involucra a cien escuelas primarias de la ciudad de Aguascalientes para desarrollar esta cultura entre la niñez, a razón de que sólo el 1% de los residuos sólidos urbanos que se generan aquí es destinado para ser reutilizado posteriormente.

Para crear conciencia en los alumnos de educación básica acerca del cuidado del medio ambiente, la Secretaría de Servicios Públicos del Municipio de Aguascalientes y el Instituto de Educación de Aguascalientes firmaron un convenio, que fue ratificado por la presidenta municipal Teresa Jiménez Esquivel, durante la jornada del Miércoles Ciudadano.

Al respecto, el secretario de Servicios Públicos, Héctor Eduardo Anaya Pérez, explicó que cada alumno genera en promedio tan sólo durante su estancia en la escuela de 200 a 300 gramos de basura por día, de ahí la necesidad de promover actividades y evitar que materiales como papel, cartón, vidrio, pet y aluminio, entre otros, sean enterrados en el relleno sanitario.

Este Programa de Reciclaje abarcará sólo a cien de las 400 escuelas primarias que funcionan en el Municipio capital, donde los alumnos aprenderán a reducir, reciclar y reutilizar, evitando contaminación y que más residuos lleguen al relleno sanitario.

Esta acción es muestra del trabajo coordinado del Municipio de Aguascalientes y el Gobierno Estatal, en donde mediante la Secretaría de Servicios Públicos, Secretaría de Medio Ambiente y Desarrollo Sustentable (Semadesu), Secretaría de Medio Ambiente Estatal y el IEA, se impulsarán en los menores los hábitos de reducir, reciclar y reutilizar.

Héctor Anaya Pérez explicó que la invitación a colaborar, la concientización y sensibilización de los alumnos hacia el tema, estarán a cargo de la Semadesu; además, se cuenta con el apoyo de la Organización Recicladores Ecológicos de Aguascalientes A.C., que preside Israel Ortega Rodríguez, quienes ayudarán en la logística para recolectar los residuos periódicamente.

Los menores coadyuvarán a difundir en sus hogares, fraccionamientos o colonias, las acciones de este esquema de participación ciudadana, con lo cual se lograría recuperar no sólo los reciclables que se generan en los planteles educativos, sino también en casas habitación y/o centros laborales.

Además de que los alumnos aprenderán a cuidar el entorno ecológico, las escuelas participantes recibirán incentivos económicos, de acuerdo a los materiales que entreguen a la Asociación.

Silva Perezchica reiteró que se trabaja en las escuelas con mayor número de alumnos y que por lo mismo generan más residuos, que podrán ser reutilizados, para lo cual, indicó, se contará con el apoyo de la Asociación de Acopiadores y Recicladores del Estado de Aguascalientes (AREA).

Finalmente, el titular del Instituto de Educación de Aguascalientes destacó que como parte de las actividades, se realizarán trabajos de concientización entre los alumnos para preservar el medio ambiente a través de una cultura de la sustentabilidad.