Refugio Eudave Ortiz, presidente de Taxistas Revolucionarios, comentó que ante el inminente inicio de la verbena abrileña, han sostenido reuniones con miembros del gremio para instarlos a ofrecer un buen servicio a los usuarios, ser accesibles en su trato, y sobre todo, no incurrir en abusos, pues deberán atenerse a cobrar en exclusiva la tarifa que marca el taxímetro; añadió que se espera un cumplimiento por parte de los choferes, pues están conscientes que este año tendrán la competencia de la empresa Uber.
Sostuvo que se ha hecho especial hincapié en no alterar el costo del servicio, aún cuando se trate de horarios nocturnos o que el pasajero solicite ser trasladado a lugares ubicados en las periferias, ya que los taxistas deben procurar brindar un buen trato al usuario para conservar su preferencia.
Refugio Eudave destacó que para los días que dure la Feria de San Marcos, el gremio tiene contemplado que se registre un aumento en la demanda de entre el 50 y 100%, particularmente los fines de semana, por lo cual ya se preparan para poder tener una presencia de unidades en los puntos en los cuales se suelen congregar los feriantes para solicitar el servicio de vehículos de alquiler, esto, a fin de garantizar el servicio tanto a habitantes del estado como a turistas.
Indicó que por parte de los concesionarios no habrá aumento en la liquidación diaria que se le cobra a los choferes, pues ello podría propiciar el que incurran en abusos, cuando lo que se busca es mejorar el servicio, invitando a los choferes a mejorar su imagen aseándose y portando un atuendo sencillo pero presentable; agregó que si los trabajadores del volante brindan un buen servicio y el usuario ofrece darles voluntariamente una propina, están en su derecho de recibirla.
Por último, el presidente de Taxistas Revolucionarios reconoció que la llegada de Uber a la entidad los está obligando a mejorar el servicio, procurando hacerse de mejores vehículos y brindando una mejor atención al usuario.