Saúl Alejandro Flores

Amables lectores continuamos con este tema extenso de la problemática en la cuenca, las entregas anteriores fueron en torno a la disponibilidad y el abasto, ahora el enfoque será para el rubro de la calidad de agua contemplando el saneamiento de las aguas básicamente, así que pasemos al tema. En cuanto al problema de calidad del agua en la cuenca Lerma-Santiago-Pacífico, puede entenderse bajo tres grandes retos encaminados a garantizar la calidad de aguas superficiales: en primer lugar, se tiene la necesidad de infraestructura adicional, ya que existe un déficit de 749 Hm3 al año para el tratamiento de aguas residuales. Lograr hacia el 2030 una cobertura del 100% en aguas residuales requiere priorizar la ampliación de las redes de tratamiento en la cuenca, tanto en localidades pequeñas como en zonas metropolitanas importantes.

En segundo lugar, está la brecha de capacidades institucionales en operación de un sistema de plantas de tratamiento, ya que los municipios carecen de capacidades institucionales para operar eficientemente las plantas de tratamiento. El corto horizonte de planeación del municipio es una barrera para el desarrollo de capacidades técnicas y la implementación de mejores prácticas en la operación de las mismas.

En tercer lugar, se tiene la falta de recursos financieros para la operación de plantas de tratamiento, ya que los municipios carecen de solvencia financiera suficiente para operar las plantas de tratamiento. La baja tasa de cobro por los servicios de agua potable y saneamiento es un factor que impide la consolidación de finanzas sanas en el municipio. En condiciones de falta de recursos, el tratamiento de aguas residuales no es prioritario para los municipios.

La escasez y calidad del agua están interrelacionados, pues el agua es un recurso compartido, por lo tanto tenemos los siguientes aspectos por considerar dentro de la problemática.

  1. Derrames tóxicos o descargas rutinarias contaminadas reducen la disponibilidad de agua superficial aguas abajo; b) ciudades e industrias de rápido crecimiento son importantes fuentes de contaminación, imposibilitando el uso de agua por cuestiones de calidad o haciendo costoso su tratamiento. c) el agua residual municipal tiene típicamente características predecibles, por lo que puede ser buena para la reutilización una vez tratada (en los casos de irrigación, recarga de acuíferos, usos industriales etc. d) la demanda hidroeléctrica de agua no es consultiva, por lo que afecta la disponibilidad temporal del agua, pero no su calidad; e) el escurrimiento de aguas agrícolas, puede contener sales, por lo que contribuye a la contaminación del agua superficial, haciéndola más costosa de tratar aguas abajo para otros usos finales y f]) sobreextracción (agua subterránea) puede resultar en la intrusión de agua salada en cuerpos de dulce, reduciendo la disponibilidad de agua.

De acuerdo al tipo de uso la demanda en cantidad y calidad de agua varía, en el caso de la aptitud para uso final tendríamos en 1. La demanda agrícola los siguientes requerimientos: a) los usos agrícolas requieren poco o nulo tratamiento; b) La agricultura es el principal componente de la demanda (70% a nivel nacional; 83% en la cuenca Lerma Santiago Pacífico). 2. La demanda industrial nos presenta lo siguiente: a) los usuarios industriales extraen ya sea de fuentes de agua bruta o de fuentes municipales; b) tratamiento adicional puede ser necesario (requisitos varían entre agua salina a ultra pura) y 3. En la demanda municipal se tiene los siguientes aspectos: a) Tratamiento adicional puede ser requerido a obtener calidad potable del agua (para consumo doméstico) y b) la demanda municipal incluye el uso doméstico comercial y de servicios públicos.

A nivel de la Cuenca LSP se tienen dos problemas de calidad de agua identificados principalmente: que es la contaminación de aguas superficiales y escaso tratamiento de aguas residuales: 1) contaminaciónde agua en la cuenca, aquí tenemos que el 49% de los cuerpos de agua en la cuenca tienen agua contaminada y fuertemente contaminada (según las estaciones de medición), y 2. Cobertura insuficiente de tratamiento se ha tenido una cobertura de tratamiento de aguas residuales, la complejidad se identifica principalmente en el ámbito operativo en que la operación de las plantas recae en los municipios, las plantas operan al 65% de eficiencia. Además solo el 22% del agua tratada a nivel que satisface la normatividad, bajo los parámetros han sido con base en los criterios de demanda biológica de oxígeno y la demanda química de oxígeno y de la NOM 001-SEMARNAT 1996.

En contrario a ese 49% de agua con calidad deficiente, se tiene que aproximadamente el 23% de las aguas superficiales monitoreadas tiene calidad buena o excelente. La principal fuente de contaminación en estos cuerpos proviene de descargas no tratadas municipales e industriales y en la agricultura por el uso excesivo de fertilizantes y pesticidas.

La descripción del problema e impacto sobre calidad del agua está identificada en 1. Aguas municipales sin tratar por: descargas de origen municipal son la fuente principal de contaminación de aguas en la LSP, la mayoría de los contaminantes proviene de aguas negras sin tratamiento previo. 2. Desechos industriales. Descargas industriales contribuyen a la concentración de cargas orgánicas e inorgánicas en aguas superficiales, con un bajo monitoreo de calidad de salida, escaso tratamiento de aguas industriales; la industria tiene incentivo para pagar derechos de descarga en lugar de incurrir en tratamiento. La presencia de metales torna el agua peligrosa para uso municipal. 3. Descargas de uso agrícola: la principal fuente de contaminación deriva del uso excesivo de fertilizantes y pesticidas en la agricultura. Esta temática sobre la problemática y soluciones seguirá, por que recuerden lo imperioso que es implementar y ejecutar acciones tendientes a que en México y Aguascalientes el agua nos alcance.

Comentarios: saalflo@yahoo.comtwitter: saul_saalflo