Francisco Rivas
Agencia Reforma

PUEBLA, Puebla 16-Mar.- Para la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), Rosario Robles, el Estado de México está por encima de Puebla debido a que de allá es originario el Presidente, Enrique Peña Nieto.
“Este convenio, este compromiso, es el primero que se hace, Gobernador, un aplauso, porque es el primero que se hace después del que firmamos con el Presidente Enrique Peña Nieto en el Estado de México”, dijo ayer respecto de la firma del Acuerdo de Impulso a la Vivienda.
“Ni modo, gana el Estado de México porque tenemos un Presidente mexiquense, pero luego siguió Puebla, porque tenemos muchos poblanos en el Gobierno, aquí están varios, Armando Saldaña, Luis Antonio Godina, Juan Carlos Lastiri”.
Así justificó la funcionaria federal la aplicación de este programa en el Edomex, el cual se encuentra en periodo electoral para renovar la Gubernatura.
El comentario propició carcajadas a los asistentes al acto oficial, entre ellos el Gobernador panista, Antonio Gali, así como al Presidente Municipal de Puebla, Luis Banck, y un grupo de al menos 10 alcaldes.
Robles realizó ayer una gira por la capital poblana para entregar certificados del Programa Cuartos Rosas en el Comisariado Ejidal de Guadalupe Hidalgo y, posteriormente, para la firma del acuerdo de vivienda, que se efectuó en el EcoParque Metropolitano.

Niega comprar votos
Tras concluir el acto oficial, Rosario Robles negó que haya compra de votos en el Edomex desde el Gobierno federal.
“Afortunadamente yo respeto mucho al pueblo del Estado de México, respeto mucho a los mexiquenses, no creo que sean gente manipulable”, dijo.
“Es gente de mucha dignidad y que no anda vendiendo, ni nadie les anda comprando el voto, creo que la gente a la hora de votar lo hace con mucha conciencia y con mucha responsabilidad”.
Aseguró que la ley faculta a funcionarios federales para cumplir con sus obligaciones, en respuesta a cuestionamientos por la presencia creciente de funcionarios en el Edomex.