Presumen sus bellezas

Modelos internacionales, como Giselle Bündchen, acapararon miradas en inauguración de Juegos Olímpicos

CDMX.- Conocedores de sus bellezas, los brasileños las presumieron ayer ante el mundo en la ceremonia de apertura de los Juegos Olímpicos Río 2016, entre ellas, a Giselle Bündchen.
La supermodelo de Río Grande del Sur deslumbró en el Estadio Maracaná cuando desfiló en una pasarela al ritmo del tema “Garota de Ipanema”, de Antonio Carlos Jobim, el cual fue interpretado por el hijo del autor, Daniel Jobim.
En la gala, cuya dirección corrió a cargo del cineasta Fernando Meirelles (“Ciudad de Dios”), la esposa de Tom Brady portó un vestido dorado, del diseñador local Alexandre Herchcovitch.
En la introducción al show olímpico, antes de que desfilaran las delegaciones con sus atletas, el país anfitrión ofreció una muestra de su tradición musical con un mosaico de funk, pop, bossa nova y urban rock.
La cantante Ludmila entonó “Rap de Felicidade” y Elza Soares deleitó a la gente con “Canto de Ossanha”, una pieza que honró a las comunidades de origen africano.
Marcelo D2, uno de los raperos del momento en el país sudamericano, se apoderó con su voz del micrófono junto con el sambero Zeca Pagodinho y las raperas Karol Conka y MC Soffia, de 12 años, quienes protagonizaron un duelo de voces con break dance y capoeira.
Uno de los momentos más celebrados por la audiencia fue cuando la actriz Regina Casé invitó a una fiesta nacional, en inglés y en portugués, a los espectadores de la justa olímpica, al momento en que iniciaba el baile masivo con “País Tropical”, en voz de Jorge Ben Jor.
Dos leyendas vivas de la canción brasileña, Caetano Veloso y Gilberto Gil y el estruendo de la samba de las escuelas del Carnaval pusieron hoy el colofón a la fiesta musical de inauguración de los Juegos Olímpicos. (Juan Carlos García/Agencia Reforma)