En marcha, la Primera Semana Nacional de Salud Bucal 2017, con el lema, “Dientes sanos”, en la que se hace un llamado a los niños para que se laven los dientes y acudan a revisión con el dentista; más vale que a tiempo se atiendan un diente cariado, que perderlo.
El 85% de los menores de 12 años presenta problemas de caries, el 96% placa bacteriana y el 37% algún grado de fluorosis (manchas en los dientes), de ahí que el ISSEA hace un llamado a la población en general, en especial a los padres de familia, a tomar medidas preventivas como cepillarse los dientes tres veces al día y visitar al dentista dos veces al año, y no hasta que el dolor sea inaguantable o estén a punto de perder piezas.
Con la representación del Dr. René Anguiano Martínez, secretario de Salud, en su mensaje, Iván Luévano Contreras, director del Área de Salud, destacó que esta semana se trabajará intensamente en la promoción de una serie de acciones orientadas a fomentar entre la ciudadanía la cultura del lavado de dientes, a fin de prevenir diversas enfermedades como caries, periodontitis y cáncer oral.
Mediante este tipo de estrategias se desarrollan actividades de promoción y prevención, con lo que se ha logrado reducir el impacto de estas enfermedades y disminuir el gasto que se destina a tales padecimientos, así como las horas escolares y laborales perdidas.
Actualmente, la atención que se otorga a la población es más de tipo curativo que preventivo, por lo que es necesario revertir esta situación, dando un mayor énfasis a las tareas de prevención.
Por su elevada frecuencia, las enfermedades bucales se consideran un problema de Salud Pública y representan el tercer motivo de consulta en los servicios de salud, de ahí la importancia de insistir en la prevención.