Policías municipales brindan seguridad a víctimas de violencia en colaboración con el Instituto Municipal de la Mujer de Aguascalientes, a quienes recurren a la Unidad de Atención Integral a las Violencias de Género y Familiar (UAVI).

El titular de la Secretaría de Seguridad Pública, Pablo Godínez Hernández, señaló que se interviene en casos donde hombres, mujeres y niños han sido víctimas de violencia en cualquiera de sus vertientes; son apoyados para interponer una denuncia ante la autoridad correspondiente, no sin antes otorgarles atención médica y psicológica.

Resaltó que la UAVI es un modelo interdisciplinario que ha logrado la coordinación con la sociedad civil y centros especializados para abordar esta problemática en el municipio capital, contando con personal calificado para la intervención y eficiencia inmediata a casos de violencia.

En lo que va de la administración se tienen registrados 10 mil 992 casos atendidos; evalúan el nivel de riesgo y realizan la planeación de la intervención con la finalidad de resguardar a las personas receptoras de violencia, facilitando la adecuada atención ante los casos de violencia familiar y de género.

El proceso inicia cuando las víctimas se presentan en el área de trabajo social, donde valoran el caso; posteriormente, se realiza la entrevista inicial, la valoración del riesgo y se interviene mediante un plan de acción; el proceso puede iniciar, además, mediante un reporte proveniente de la Secretaría de Seguridad Pública Municipal, en este caso el personal policial adscrito a la UAVI se traslada al lugar de los hechos, brinda contención y valora el riesgo, ofreciendo seguridad a la víctima; si no se presentó violencia extrema, se levanta la incidencia y se remite la información y canalización al área de trabajo social para darle continuidad.

Si la situación reportada por Seguridad Pública es de riesgo de violencia extrema, se detiene y remite al agresor a la instancia correspondiente, realizando el traslado de la persona afectada al Ministerio Público para interponer denuncia, si así lo desea, y posteriormente se canaliza al área de trabajo social para su atención y seguimiento. De ser necesario el apoyo policial, se solicita la elaboración de un plan de visitas domiciliarias que el personal de Seguridad Pública ejecuta.

Como oficial de acompañamiento se realizan diversas intervenciones para el resguardo de los receptores de violencia como contención evaluación de nivel de riesgo; acompañamiento a Ministerio Publico, agencia especializada; traslado a red de apoyo, canalización de otras instituciones; visita de seguimiento con recorridos de vigilancia; seguimiento o cumplimiento a las órdenes de protección; recuperación o entrega de menores y pertenencias; atención a la línea de emergencia de UAVI, las 24 horas; además de brindar la seguridad del personal e instalaciones de la UAVI.