Instantes de tensión al máximo se vivieron en la zona sur de la ciudad. Una jovencita de apenas 15 años de edad, subió a lo alto de un puente vehicular y estuvo a punto de arrojarse al vacío. El reporte de los vecinos fue oportuno; un oficial de la Policía Preventiva arribó al lugar y evitó que la jovencita consumara el atentado.
Precisa el comunicado de la Secretaría de Seguridad Pública Municipal que los hechos se suscitaron alrededor de las 19:40 horas, en el puente ubicado en avenida De los Maestros y Aguascalientes sur, a la altura de la colonia España.
Presa de terrible crisis emocional, la joven salió de su domicilio y entonces concibió la intención de segar su existencia. A sus 15 años, la depresión acabó con su autoestima y concluyó que la única solución para sus conflictos era escapar por la llamada puerta falsa.
Subió a la parte alta del puente y se puso en posición de saltar. Además expresaba que ya no deseaba seguir viviendo. Personas que observaron la escena llamaron de inmediato al servicio de emergencia y el reporte fue atendido por el oficial a cargo de la patrulla 0104-B1. Vía frecuencia de radio recibió la orden de trasladarse al lugar de los hechos e intervenir según lo ameritase el evento.
Ya a un costado del puente confirmó la emergencia. La menor estaba a punto de aventarse al vacío; en busca de su propia muerte. El oficial preventivo decidió brindarle ayuda inmediata; esperar apoyo de más unidades podía resultar contraproducente. La jovencita ya casi tenía un pie en el aire.
Con sumo cuidado, el uniformado empezó a acercarse a la jovencita. Simultáneamente le hablaba a la menor; primero con el fin de atraer su atención y luego para convencerla de no arrojarse. Y así continuó acercándose hasta que, ya a corta distancia, mediante rápido movimiento logró sujetarla.
La condujo a zona fuera de peligro y después la dejó en manos de su madre. Expertos en psicología del DIF tomaron conocimiento de los hechos y adelantaron que la jovencita recibiría atención especializada. Esto con el objetivo de rescatarla de la peligrosa depresión emocional.