Diversas organizaciones de la sociedad civil de Aguascalientes, efectuaron una marcha para demandar al Congreso del Estado, la modificación al Código Civil y permita el matrimonio entre personas del mismo sexo.

Momentos antes de que iniciara la marcha, que partió de Héroe de Nacozari sobre la avenida Madero para llegar a la Plaza de la Patria, un vehículo que no respetó el semáforo en rojo, al pasarse el alto arrolló a uno de los manifestantes que desafortunadamente perdió la vida.

El conductor fue detenido cuadras más adelante del trágico percance, porque intentó darse a la fuga.

Volviendo a la marcha, numerosos integrantes de diversas organizaciones civiles, efectuaron lo que fue la XV Marcha de Orgullo LGBTTTI de Aguascalientes, para exigir a las diputadas y los diputados de la LXII Legislatura, las reformas para que el matrimonio pueda realizarse entre dos personas sin distinción de sexo, orientación o identidad sexual, estado de salud y otras limitantes que la Suprema Corte de Justicia de la Nación ha determinado como anticonstitucionales.

Representantes de asociaciones como el Movimiento de Acción Lésbika Feminista, Fundación Omacatl, VIHDHA, REDefine, Mexicanas en Acción Positiva, FangoriaNice y otras organizaciones aliadas, enfatizaron que la legislación del llamado “matrimonio igualitario” es una cuestión de derechos humanos, por lo que no es un asunto que se tenga que someter a consulta o debate, ya que ser omiso en su aprobación significaría un retroceso legal, violatorio de los tratados internacionales que ha suscrito nuestro país.

Afirmaron que el matrimonio igualitario no constituye un ataque a la familia, sino que al contrario, “la fortalece, pues garantizaría los derechos sociales a un sinnúmero de personas que actualmente están fuera de la protección del Estado, además de que en ningún momento se están pidiendo modificaciones a la figura de carácter religioso, sino que se trataría de un contrato meramente civil”.