Es condicionante un amplio debate nacional para la conformación de un Paquete Económico 2017 austero, eficiente, responsable y que promueva la inversión para seguir construyendo el México que todos merecemos, sostuvo Francisco Ruiz López, presidente de la Coparmex.

Dijo que el recorte al gasto corriente es necesario acompañarlo de medidas que eliminen redundancias y fortalezcan los programas sociales con un enfoque real de combate a la pobreza, para ello, será necesario hacer un mayor esfuerzo para ajustar el gasto corriente, y con ello frenar el ritmo de crecimiento de la deuda, coincidimos en la importancia de generar un superávit primario y así mantener la disciplina fiscal.

En la propuesta presentada por el Ejecutivo al Congreso, se retomaron algunas de las propuestas del sector empresarial, pero los legisladores deberán poner atención en propuestas adicionales como aumentar al 100% la deducibilidad de las prestaciones sociales y de aportaciones complementarias a fondos de pensiones; establecer un esquema de transición para que la Sociedad de Inversión de Bienes Raíces (Sibras) enteren en parcialidades el Impuesto Sobre la Renta que difirieron; establecer un nuevo tratamiento fiscal para los desperdicios industriales; actualizar las tarifas de ISR de personas físicas, ya que desde diciembre del 2009 a la fecha la inflación acumulada es mayor al 24%; y permitir la deducción de colegiaturas para nivel superior, señaló el presidente del sindicato patronal.

Destacó, además, que la Coparmex propuso, y fueron incluidas en la iniciativa para el paquete económico del próximo año: la incorporación del Esquema Alternativo de Cumplimiento para personas morales con ingresos de hasta 5 millones de pesos, cuyos socios sean personas físicas. En términos generales vemos bien estructurada esta alternativa, cuyas principales características son, a) determinarán sus ingresos y deducciones con base en el flujo de efectivo, deducirán compras en lugar de costo de ventas, no calcularán ajuste inflacionario; se propuso establecer en la Ley del Impuesto sobre la Renta que los planes personales de retiro puedan ser contratados no sólo de forma individual, sino también de manera colectiva, como por ejemplo, a través de asociaciones gremiales o de profesionistas para que proceda como deducción personal de las personas físicas.

Se propone otorgar un estímulo fiscal equivalente a un crédito del 30% del monto de las inversiones que realicen los contribuyentes en equipos de alimentación para vehículos eléctricos, siempre que éstos se encuentren conectados y sujetos de manera fija en lugares públicos. Se propone, además, establecer en la Ley del Impuesto Sobre la Renta un crédito fiscal equivalente al 30% de los gastos e inversiones realizados en el ejercicio en investigación o desarrollo de tecnología, el cual será aplicable contra el Impuesto Sobre la Renta, causado en el ejercicio en que se determine dicho crédito y no será acumulable para efectos del citado impuesto.