Primero debe concluirse el proceso electoral local antes de pensar en el proceso de renovación de dirigencia del Partido Acción Nacional en Aguascalientes, advirtió el presidente del Comité Directivo Estatal, Paulo Martínez López.
El líder blanquiazul afirmó que en este momento priva la intranquilidad e incertidumbre innecesaria entre los diferentes sectores del estado, de ahí la importancia que se dé inicio al proceso de transición del poder, y se dejen de lado intereses personales y partidistas antes que en el bienestar de Aguascalientes.
“Estamos en la etapa de definición, lo importante es que el proceso jurídico concluya como debe ser. Si los tiempos nos dan, convocaremos a elección antes de que concluya el año, si no, se hará a principios de año”, enfatizó.
Por lo anterior, consideró que las expresiones sobre aspiraciones a la conducción de la dirigencia estatal no son oportunas, al responder sobre el reciente autodestape del delegado municipal de Insurgentes, David Romo Garza.
Martínez López indicó que el estatuto interno señala con claridad que el proceso de renovación de dirigencia local debe efectuarse en el segundo semestre del año en que haya elecciones, aunque señaló que primero debe concluirse el proceso electoral, que está en etapa de impugnación por el Partido Revolucionario Institucional.
Señaló que aún no analiza si buscará una reelección para permanecer al frente de la dirigencia estatal, o bien, sea otra persona la que ocupe el mando del partido, por lo cual hizo un llamado a la espera de los tiempos marcados en la convocatoria que se emita formalmente.
Subrayó que adicionalmente este año se vence el periodo de cuatro dirigencias en municipios del interior, al igual que en el caso del municipio de Aguascalientes, por lo cual celebró que haya interés de militantes en participar en la conducción del partido, pero al mismo tiempo hizo un llamado a ser pacientes.