David Loji
Agencia Reforma

La Saveiro Cross sigue la fórmula de Volkswagen para convertir modelos citadinos en vehículos más versátiles y resistentes que pueden también ser conducidos en condiciones ligeras fuera del pavimento.
La Saveiro Cross sigue la fórmula de VW para convertir modelos citadinos en vehículos más versátiles y resistentes que pueden también ser conducidos en condiciones ligeras fuera del asfalto.
La suspensión es más alta y reforzada, siendo su altura libre sobre el piso de 18.1 cm. y tiene llantas “todoterreno” Pirelli Scorpio ATR 205/60R15.
El exterior tiene defensa delantera con faros de niebla de grandes dimensiones y moldura plateada inferior que simula una placa protectora del motor, de la cual extrañamente carece la camioneta.
Los arcos de las ruedas tienen molduras gruesas y la parte inferior de la carrocería tiene molduras tipo “rock rails” para proteger los estribos.
La caja tiene cubierta de lona y tiene rieles de carga en el techo, que tienen un spoiler en la parte trasera del techo y se extienden hasta la caja de carga. La caja tiene protector o “liner” y la tapa tiene cerradura con llave.
El paquete “Cross” se aplica a la versión doble cabina de la Saveiro pick-up, la cual transfiere a la cabina 23 centímetros de la longitud de la caja para dar cabida a un asiento trasero de banca corrida.
De este modo, la caja se reduce de 1.33 a 1.1 metros de longitud para hacer más grande la cabina; la capacidad de carga máxima es de 607 kg.
Un punto realmente positivo de la Saveiro es que tiene la llanta de refacción debajo de la caja, a diferencia de la RAM 700 que la tiene en la caja donde ocupa espacio.
Sin embargo, a diferencia de la RAM 700, la VW Saveiro doble cabina no tiene puerta trasera para facilitar el acceso al asiento trasero.
La Saveiro tiene el diseño y plataforma más modernos de su categoría y ha progresado mucho con respecto a la generación previa pues ahora tiene motor transversal en vez de ser longitudinal.
Este motor es 4 cilindros de 1.6 litros con 16 válvulas y tiene 100 hp y 111 libras-pie de torque. La potencia es razonable y disponible en un rango de revoluciones amplio.
La transmisión es manual de 5 velocidades; llama la atención que no tiene la caja de 6 cambios del VW CrossFox.
El mecanismo de cambios es suave y preciso y ya no tiene el extraño movimiento en diagonal para cambiar de primera a segunda velocidad como la Saveiro anterior.
La experiencia de manejo es cómoda y bien amortiguada y la parte trasera no rebota demasiado cuando la caja no lleva carga. Es evidente que éste es un vehículo que se basa en un auto diseñado para ser básico, específicamente el Gol.
Al acelerar a fondo para arrancar las ruedas delanteras rebotan y las características de absorción de ruido y vibración cumplen y están a la altura de este tipo de vehículos.
Pero no olvidemos que la Saveiro es un miembro de la familia VW, con lo que su manejo en carretera es sólido y confiable.
Ahora bien, la Saveiro tiene toques interesantes como volante con ajuste de profundidad, además del ajuste de altura, frenos traseros de disco y sistema ESC de control de estabilidad, los que no son comunes en este segmento de mercado.
Además tiene frenos ABS con modo Off Road seleccionable por el conductor y diferencial con bloqueo electrónico.
El interior es cómodo y da la impresión de haber sido creado para uso rudo pues tiene asientos de tela que emula al neopreno y los plásticos son duros en tablero, puertas y consola.
El asiento trasero da cabida a dos personas, un tercer ocupante no vendría muy cómodo a menos de que sea una persona de corta estatura.
El espacio para piernas en la parte trasera es modesto y si se desea transportar adultos en el asiento posterior, los usuarios de los asientos frontales deberán sacrificar comodidad y correr para adelante sus asientos.

Puntos a favor:

  • Llanta de refacción montada debajo de la caja, a diferencia de competidoras que la tienen dentro de la caja.
  • Tiene frenos traseros de disco, control de estabilidad ESC y columna de dirección ajustable en profundidad, los cuales son poco comunes en este segmento de mercado.
  • Diseño y plataforma más modernos de su segmento.
  • Acción precisa y cómoda de mecanismo de la transmisión.
  • Calidad de marcha cómoda.
  • Equipo tecnológico interesante como ABS con modo “Off Road” y diferencial con bloqueo electrónico.

    Puntos en contra:

  • No tiene puerta trasera para acceso a asiento trasero.
  • No tiene placa protectora inferior del motor.
  • Asiento trasero tiene poco espacio para piernas y no se abate para transportar carga.
  • No tiene la transmisión de 6 velocidades manual que tiene el CrossFox.