Muestra gratitud

Encomienda Litzabe su juventud a Dios

La hermosa jovencita Litzabe Viridiana Hernández arribó a la edad de las ilusiones llena de inmensa felicidad.
Su misa de acción de gracias se ofició en la Catedral Basílica de Nuestra Señora de la Asunción, a la que acudió acompañada de sus papás: Carlos Rubén Hernández Cardona y Blanca Esthela Hernández Zapata, así como de sus padrinos: Miguel Ángel Quiroz Ortiz y Karla Guadalupe Hernández Zapata para mostrar gratitud al creador por los dones recibidos.
En su homilía, el clérigo elevó a favor de la quinceañera, para que el Altísimo la proteja del pecado y la bendiga en cada unos de los proyectos que promueva en su vida venidera, que el éxito la acompañe sin pero sin olvidarse de agradecer en cada momento a su familia y amigos el apoyo brindado en los momentos difíciles.
Para cerrar con broche de oro ese día tan especial, se preparó para la jovencita una recepción en un salón particular, en cuyo escenario compartió con su feliz padre y con su padrino el tradicional vals, al igual que con sus compañeras un divertido baile sorpresa, que la festejada disfrutó la máximo en compañía de sus seres queridos.

Compartir
Artículo anterior“Soy sádico”
Artículo siguienteSiguen a Jesús