Alrededor de las 07:30 de la mañana del viernes, fue encontrado muerto el velador de un negocio de venta de materiales para la construcción, ubicado en el kilómetro 0+500 de la avenida San Gabriel, a la altura de la colonia El Rocío.
El ahora occiso fue identificado como Rubén Piña Gómez, de 55 años, quien vivió en la calle Calavera Zapatista del fraccionamiento J. Guadalupe Peralta.
El hallazgo fue realizado por compañeros de trabajo cuando llegaron a trabajar y se percataron que la puerta de acceso aún estaba cerrada.
Debido a que el velador no les abría, decidieron brincarse y lo encontraron tirado detrás de unas revolvedoras.
Debido a que tenía un fuerte golpe en la cabeza, en un principio se llegó a presumir que lo habían matado durante un intento de robo.
Al lugar de los hechos llegaron policías preventivos, una ambulancia de Bomberos Municipales, agentes del Grupo Homicidios de la PME, personal de Servicios Periciales y el agente del MP de Hospitales.
Más tarde quedó descartado algún crimen, estableciéndose que el velador murió de una caída al sufrir una crisis convulsiva.