Terrible muerte encontró un hombre que sufría de alcoholismo, ya que al encontrarse solo en su domicilio ingiriendo bebidas embriagantes cayó, aparentemente de manera accidental, a un aljibe y murió ahogado.
La persona fallecida fue identificada como Rubén, de 47 años, que se dedicaba al oficio de la elaboración de dulces.
Los trágicos hechos quedaron al descubierto el domingo por la tarde, en la vivienda de la víctima que se ubica en la colonia Macías Arellano.
Fue su esposa quien hizo el hallazgo, al encontrarlo flotando dentro del aljibe, el cual no estaba tapado.
Fue alrededor de las 13:36 horas del domingo cuando al Servicio de Emergencias 911 se recibió un reporte, en el sentido de que en un domicilio ubicado en la Calle D de la colonia Macías Arellano, se encontraba una persona fallecida por sumersión en fondo de un aljibe.
De inmediato acudieron al lugar señalado policías preventivos municipales de Aguascalientes y Bomberos Municipales, así como una ambulancia de la Coordinación de Protección Civil Municipal.
De acuerdo con la información proporcionada por María Elena, de 45 años, quien era la esposa del hombre fallecido, éste se encontraba solo en la vivienda desde el jueves pasado, ya que la pareja había tenido una fuerte discusión.
Debido a ello, la mujer decidió irse a vivir a la casa de otros familiares, mientras que Rubén se quedó en ese domicilio ingiriendo bebidas embriagantes.
Fue hasta el domingo por la tarde cuando María Elena regresó a su casa con la intención de alimentar a sus mascotas, pero al ingresar no encontró a su esposo, lo cual le pareció bastante extraño, por lo que procedió a buscarlo en toda la vivienda.
Momentos después lo encontró sumergido dentro del aljibe, por lo que decidió llamar a los servicios de emergencias.
A fin de poder rescatar el cadáver que ya presentaba signos de descomposición, acudieron los Bomberos Municipales de Aguascalientes.
Posteriormente, acudieron a realizar las diligencias correspondientes los agentes del Grupo Homicidios de la PME, junto con el agente del Ministerio Público de Hospitales y peritos de la Dirección de Investigación Pericial, quienes realizaron el levantamiento del cadáver, que fue llevado a la morgue del Semefo donde le fue practicada la necropsia de ley.