Luchando contra la homofobia

Por: Jesús Alejandro Aizpuru Zacarías

El día de ayer se conmemoró el Día Internacional contra la Homofobia y la Transfobia. El Presidente de la Republica y algunos funcionarios del gobierno federal, se sumaron solidariamente a través de las diferentes redes sociales.

Recordemos que en el año 2014, el Presidente Peña estableció el 17 de mayo como el Día Nacional de la Lucha contra la Homofobia, anteriormente solo la Ciudad de México lo conmemoraba, ya que a nivel nacional se conmemoraba el Día Nacional por la Tolerancia y el Respeto.

Si bien se ha avanzado en algunos estados, en otros, los estigmas, la discriminación y los estereotipos en contra de la comunidad Lésbico, Gay, Bisexual, Transexual, Travesti, Transgénero e Intersexual, (LGBTTTI) siguen afectando el ejercicio pleno de los derechos y libertades.

Las leyes los ignoran, inclusive los discriminan expresamente, los legisladores, tal es el caso de Aguascalientes, pretenden cerrar los ojos ante una realidad, dejan en cartera un tema que debe atenderse inmediatamente, se hacen de la vista gorda, inclusive ante las resoluciones de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, simple y sencillamente porque este tipo de temas no les reditúan en el ámbito político – electoral.

El tema de la discriminación no es exclusivo de los gobiernos, por el contrario, todos como sociedad tenemos una tarea muy grande y un camino por andar muy largo aún.

Sin duda, a nivel institucional existen avances, el tema socio-cultural aun se encuentra en pañales; en el plano político- electoral el tema es aun más preocupante: políticos y líderes de opinión aguascalentenses, utilizan la homofobia para movilizar sectores en contubernio con la iglesia católica conservadora, que, al menos en Aguascalientes, ha dado muestra de la homofobia e intolerancia hacia la diversidad sexual.

En Aguascalientes, persisten las conductas de rechazo hacia la diversidad sexual, hoy por hoy que nos encontramos en plenas campañas, los candidatos del Partido Acción Nacional, prefieren evitar estos temas y sacarlos totalmente de la agenda de gobierno, a sabiendas que es una realidad que no podemos postergar.

Como sociedad debemos ser conscientes de la importancia de respetar los derechos humanos, debemos buscar una educación igualitaria e incluyente basada en políticas públicas orientadas a erradicar la homofobia y todo tipo de discriminación en general, no olvidemos que la dignidad de las personas no debe de violentarse por las preferencias sexuales; el respeto a la ley y a los derechos humanos son pilar de toda democracia moderna, en la medida que estos sean reconocidos y respetados, será posible alcanzar una verdadera paz social.

Como es costumbre, agradezco el favor de su lectura, y los espero una vez más, la próxima semana.