CIUDAD DE MÉXICO.- El amor le ha sentado muy bien a Mariah Carey.
Basta echarle un vistazo a la galería de fotos de la cantante para confirmar que ha enfrentado una férrea lucha con el sobrepeso.
“Mi dieta es deprimente”, comentó la intérprete de “We Belong Together”, quien es madre de los mellizos Moroccan y Monroe, de 5 años, a la revista Sunday Time.
“Uso la palabra deprimente porque es así, es la palabra porque me da mucha tristeza. Mi dieta estricta es horrible, pero no quiero contarle a nadie esto, no es el momento”.
El régimen alimenticio de la artista de 46 años consiste en desayunar salmón, almorzar lenguado y cenar atún. (Staff/Agencia Reforma)