Necesario que la autoridad atienda los intereses e inquietudes ciudadanas, y más si se manifiestan por los cauces necesarios, así lo consideró el obispo José María de la Torre Martín, al enfatizar que los servidores públicos deben velar siempre por los intereses del pueblo en general privilegiando el camino del diálogo.

Al presidir la misa con el Presbiterio y los integrantes del Seminario Diocesano en el marco de la peregrinación que realizaron al santuario de la Virgen de Guadalupe en la ciudad, el máximo jerarca de la Iglesia Católica en Aguascalientes llamó a las autoridades a escuchar las inquietudes del pueblo y recordó que los servidores públicos deben velar por los intereses generales por encima del bien particular.

“Si el pueblo manifiesta sus inquietudes por los cauces necesarios, las autoridades tarde que temprano tendrán que entender que no deben velar solamente por sus intereses. Al contrario, como servidores del pueblo deben velar por los intereses del pueblo en general, el bien común está por encima del bien particular”.

Ante tal situación dijo que sólo mediante el diálogo y anteponiendo la confianza en Jesucristo y la Virgen de Guadalupe, es como podemos avanzar en el camino de la justicia y la paz. “La ética filosófica nos dice que somos responsables unos de otros, con mayor razón la fe cristiana nos exige no hacer daño a los demás. Al contrario, buscar siempre el bien, el camino del diálogo siempre da mejores resultados”.

Sobre el mensaje al Presbiterio en su visita al santuario de la Virgen Morena, De la Torre Martín subrayó que acuden para pedir por intercesión de la Santísima Virgen, la gracia de la fraternidad y la santidad para el Presbiterio y que les ayude en su ministerio a estar atentos y sensibles siempre a las necesidades de los ciudadanos. “Así como la Virgen de Guadalupe está pendiente del pueblo mexicano. Que los sacerdotes tengan una mirada compasiva, corazón generoso, y disponibilidad creciente para atender y ayudar a los ciudadanos”.