Staff
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO 20-Mar.- Humberto Moreira no era un desconocido para Santiago Pedraz, juez que encabezó en España el proceso por cohecho y blanqueo de capitales en contra del ex Gobernador de Coahuila.
De acuerdo con el diario El Español, Pedraz se involucró en varios foros organizados por el PRI en 2012 a invitación de Baltasar Garzón, ex juez de la Audiencia Nacional, asesor legal de Enrique Peña en 2011 y que la defensa de Moreira buscó ficharlo como abogado defensor.
Tal vínculo, sugiere El Español, podría haber influenciado a Pedraz a abandonar el caso contra quien fuera líder del PRI en 2011.
Cuando Moreira fue detenido en enero, otro Magistrado, José de la Mata, le tomó declaración, pese a que Pedraz era quien había llevado el caso por casi un año, pero afirmó tener un compromiso ineludible el mismo día que el coahuilense fue arrestado.
Fue hasta cinco días después que el juez entrevistó al ex Gobernador, entonces en prisión preventiva en la cárcel madrileña Real de Soto. Para entonces, la defensa había acumulado pruebas que presuntamente acreditaban la procedencia de los fondos por los que Moreira estaba bajo investigación.
“La Fiscalía consideró las pruebas del todo insuficientes y mantuvo su petición de prisión preventiva para evitar la destrucción de pruebas y que Moreira abandonara el país. Sin embargo, Pedraz no les secundó.
“Levantó las medidas cautelares que pesaban contra Moreira. Pedraz le devolvió el pasaporte y el ex Gobernador de Coahuila volvió raudo a su país. Después, el juez archivó la causa contra él”, indicó El Español.