Mario Abner Colina
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO 20-Abr .- Reemplazar tu vocalista porque tiene una enfermedad, como hizo la banda de hard rock AC/DC con el cantante Brian Johnson al reclutar a Axl Rose, es algo que no está bien, según la ética de Scorpions.
“Nosotros hubiéramos esperado por nuestro cantante. Brian es un tipo agradable. Nosotros le habría dado una oportunidad, tiempo para tratar su oído. Habríamos pospuesto los shows”, opinó Matthias Jabs, guitarrista de la legendaria agrupación alemana, en entrevista vía telefónica.
El teutón, quien tocará con su grupo el 1 de junio en la Arena Ciudad de México en la gira por el 50 aniversario de Scorpions, ironizó sobre lo que obtendrá AC/DC al reclutar al vocalista de Guns N’ Roses para sus próximas fechas.
“Me pregunto por qué hicieron lo de Axl Rose. Quizás lo que quieren es retrasar cada uno de sus shows por dos horas en el futuro. Quizás llegaron a la conclusión de que estaban saliendo a tocar muy temprano”.
Jabs, quien forma parte de Scorpions desde 1978, aseguró que lo que le que sucede con AC/DC es simple: se están cayendo a pedazos.
“Conozco bien a Brian, a todos los AC/DC, de hecho. Pero se están cayendo a pedazos. Primero el baterista (Phil Rudd, sentenciado a 8 meses de arresto domiciliario por posesión de drogas y amenaza de muerte).
“Luego Malcolm Young (guitarrista fundador, se retiró de la banda por demencia) y ahora Brian sale de AC/DC por un problema de oído ¡que tal vez puede ser curado!”