Jorge Ricardo 
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO 17-Ago .- Diputados de Oposición calificaron de irrisoria, absurda y sospechosa la justificación del Presidente Enrique Peña Nieto de por qué el empresario Ricardo Pierdant pagó los 29 mil 703 dólares de impuestos del departamento en Miami de la Primera Dama, Angélica Rivera.
Peña Nieto dijo en días pasados que el pago lo realizó Pierdant en 2014 porque su esposa estaba entonces en México.
No obstante, Grupo REFORMA informó hoy que el pago se pudo haber hecho por internet o por correo tradicional desde cualquier parte fácilmente.
“Es una declaración absurda (del Presidente), como han sido todas las explicaciones que tienen que ver con el patrimonio y con el comportamiento del Ejecutivo y de su círculo familiar. Yo creo que no es una explicación convincente, que hay muchas maneras de cubrir las obligaciones fiscales y tributarias que tienen los particulares, así que no deja de ser irrisorio, pero además insultante para el País”, afirmó el líder de los diputados de Movimiento Ciudadano, Clemente Castañeda.
“Yo creo que es un desdén por actuar con rectitud y creo que es una franca evidencia de que no hay el compromiso con la ética pública, ni con un buen comportamiento de un funcionario público”, añadió.
El líder de los diputados del PAN, Marko Cortés, dijo que el Presidente, él mismo envuelto en sospechas de corrupción desde la “Casa Blanca” comprada a su contratista preferido, llega a su cuarto año de Gobierno con una crisis de credibilidad.
“Quien engaña una vez, engaña dos. Quien miente una vez, miente dos”, sostuvo.
Cortés no rechazó que la explicación de Peña Nieto sea verdad, pero dijo que ya no es creíble.
“Hoy el poder Ejecutivo federal está en una nube de incredulidad, de desconfianza. La gente ya no cree en el Ejecutivo federal porque ha venido engañando y ha venido mintiendo”, afirmó.
El coordinador de los diputados del PRD, Francisco Martínez Neri, dijo que cuando meno es sospechoso.
“Hoy día hay muchas formas de liquidar ese tipo de adeudos y no deja de ser por lo menos inquietante o hasta sospechoso que en el caso de un pago de una cantidad tan importante sea objeto de legación a un tercero, yo creo que en la vida pública tienen que tomarse cuidados hasta de esos detalles, que parecieran nimio, pero que en el fondo pueden revelar una relación que no es sana”, opinó.