La administración, cuello de botella del sistema de justicia

Un aspecto en que deberá ponerse suficiente atención es la administración de la justicia, ya que en entidades como Chihuahua y Guanajuato, las más aventajadas en la implementación del Nuevo Sistema, muestran ya signos de colapso, afirmó el especialista Sergio Rodríguez Prieto.

Dijo que un inadecuado manejo en la administración de la justicia, que deberá recaer no en un juez, sino en un especialista en temas de administración, puede hacer eficiente el Sistema, o de plano, llevar el modelo a un colapso, como ya comienza a ocurrir en Guanajuato y en Chihuahua, en donde las audiencias, tanto la inicial, la intermedia y la final, comienzan a diferirse por meses, asemejándose al IMSS en el tema de las citas diferidas, “una eternidad” con médicos especialistas.

Técnicamente, la ley constitucional establece, de acuerdo con este nuevo modelo de justicia, que no deberá haber intermediarios entre el juez y los vinculados a proceso, sin embargo, para efectos de administración de la justicia, se ha creado el modelo de gestor o coordinador, quien le va dando orden y coordinación a todo el aparato de juzgados, audiencias y estableciendo cargas de trabajo.

Es justamente este aspecto, el de administración de justicia, al que se le debe poner especial atención a efecto de evitar el colapso por inadecuada planeación y ejecución de tiempos en juzgados.

Por otro lado, habló de los cambios que se esperan en el nuevo modelo y en ese sentido indicó que una de las piedras angulares del Nuevo Sistema lo constituye el debido proceso.  Este concepto comenzó a acuñarse con la reforma del 2008, y cobró mayor énfasis en el caso de la francesa Florence Cassez, quien fue exonerada porque se comprobó que careció del debido proceso al que todos en México tienen derecho.

Una de las formas más frecuentes en las que se viola este derecho, es el tema de manejo de información en medios de comunicación de personas vinculadas a proceso.

Es claro que los medios han venido desarrollando información de acuerdo con lo que pronto será un sistema en vías de extensión, con sus aciertos y sus excesos.

En ese sentido, dijo que ya no se podrá manejar información en términos de “presuntos responsables” ni de indiciados ni de sujetos vinculados a proceso, debido a que la presunción de inocencia jugará un papel fundamental en la nueva forma de impartir justicia en México.

En orden a ello, dijo que “poco a poco los medios tendrán que ir modificando sus contenidos y el tratamiento de la información, de lo contrario, podrían echar abajo los juicios y es algo que el órgano implementador del Nuevo Sistema debe tener muy en cuenta, sobre todo porque estamos a menos de un mes de que las cosas cambien”, advirtió Rodríguez Prieto.