Con una hermosa sonrisa que hacía juego con sus ojos verdes, la guapa Itzel Alondra Gómez Carlín dio gracias a Dios por el don de la vida.
Acompañada por sus padres, Evelia Carlín Morones y Ricardo Gómez Rodríguez, al igual que sus padrinos, José de Jesús Gómez y María Magdalena Rodríguez Salas, arribó la jovencita al templo de Nuestra Señora del Rosario para ser partícipe de una misa en acción de gracias en su honor.
Con gran alegría reflejada en su bella mirada, Itzel Alondra escuchó el emotivo sermón que el presbítero ofreció especialmente para ella. Primeramente la felicitó por ese importante día en que llega con los sueños a flor de piel y la exhortó a que, así como agradece este don de sus quince años, considere la misma actitud en cada etapa de su vida. La bendijo por la juventud que comienza a vivir y pidió al creador la proteja en su camino por este mundo.
Por su parte, la quinceañera agradeció a Cristo la gracia derramada en ella por medio de su bautismo, y a sus padres la guía que han sido para ella.