CDMX.- La mano derecha de Saúl Álvarez estará inmovilizada por mes y medio, y el plan de volver a pelear este año quedó imposibilitado por una fractura.
El “Canelo” fue revisado ayer por el médico, y los resultados de los exámenes arrojaron que sufre de una fractura en la mano derecha, misma que se lesionó en el segundo asalto del pasado sábado en el combate en que noqueó a Liam Smith en el AT&T Stadium de Arlington, Texas, para adjudicarse la corona Superwelter de la OMB.
Tras visitar al especialista Pedro Lomelí y tomarle radiografías y una resonancia magnética, el doctor determinó que el tapatío de 26 años tiene una fractura no desplazada del escafoides del carpo derecho (dedo pulgar).
Ante dicha lesión se le inmovilizará la mano por 6 semanas y utilizará un aparato braquipalmar.
“Se llama fractura avulsión, y de acuerdo al doctor Lomelí Jaime, tiene buen pronóstico ya que no se necesita cirugía”, apuntó la promotora Golden Boy.
El plan original era que el 10 de diciembre “Canelo” peleara, quizá en el Madison Square Garden de Nueva York, pero ante esto, todo apunta a que su siguiente combate será hasta mayo próximo.
Hay negociaciones para un choque en peso Mediano ante Billy Joe Saunders, quien tiene la corona de ese peso de la OMB.
De concretarse el duelo, Álvarez estaría enfrentando por tercera ocasión en fila a un británico. Con esta pelea incursionaría en las 160 libras, pues las otras de peso Mediano habían sido pactadas en 155 libras, esto pensando en acoplarse a la división para en septiembre de 2017 enfrentarse a Gennady Golovkin. (Diego Martínez/Agencia Reforma)