Leticia Acuña Medina

Hoy sábado se llevarán a cabo dos marchas, denominadas “Frente por la Familia” y “Marcha por la Tolerancia”, además de una cabalgata del mismo “Frente por la Familia”; la primera comenzará a las 17:00 horas en la calle Madero, esquina Cosío; la segunda, dará inicio a las 16:30 horas en Madero, esquina Zaragoza, y ambas terminarán en la Plaza Principal.

La cabalgata “Frente por la Familia”, dará inicio a partir de las 15:00 horas, saliendo desde el Parque “Rodolfo Landeros”; su recorrido será por la carretera federal 45 sur, hacia el norte por José María Chávez; al oriente por la avenida Paseo de la Cruz; al norte por avenida Héroe de Nacozari, al poniente por la calle Madero, reuniéndose con el contingente de a pie frente al Sindicato Ferrocarrilero.

En cuanto a la marcha por la Familia Natural, representantes de la Pastoral Familiar, del Movimiento Familiar Cristiano y del Frente Nacional por la Familia, invitaron a la población a participar, sin importar su religión o credo; hacerlo de manera pacífica y portar vestimenta blanca; al llegar a la Exedra de la Plaza Principal, habrá una verbena popular; esta marcha se llevará a cabo de forma simultánea en 96 ciudades del país.

El obispo José Maria de la Torre, dejó en claro que hay respeto a los homosexuales, más no aceptan el matrimonio entre éstos y menos aun la adopción.

Dijo que los cristianos no podemos renunciar a proponer el matrimonio con el fin de no contradecir la sensibilidad actual, para estar a la moda, o por sentimientos de inferioridad frente al descalabro moral y humano.

La Jornada Cívica, que nos proponen “en favor de nuestras familias, es para expresar que: el futuro de la humanidad se fragua en el matrimonio y la familia natural. Esta manifestación pacífica habrá de ser una muestra ejemplar de la voluntad de los organizadores y participantes por respetar a las instituciones y a toda persona, en su dignidad y en sus legítimos derechos”.

Consideró que es momento de fortalecer el tejido social desde sus cimientos y poner en juego sus recursos más vitales, como son la familia y la educación.

Nunca como ahora es trascendental que compartamos, respaldemos y demos resonancia social a nuestra convicción en bien de la vida, el matrimonio y la familia, señaló.

Añadió que hay que decir SÍ a la vida, SÍ a fortalecer el matrimonio; SÍ a la familia natural (original); SÍ al derecho de los padres a educar a sus hijos; SÍ a gobernar con perspectiva de Familia.

Es por ello que muchos mexicanos, creyentes y no creyentes, han manifestado su entusiasmo en la jornada ciudadana a la que centenares de organizaciones de la sociedad civil han convocado, bajo la coordinación y dirección del FNF.