Hombre de 50 años se quitó la vida

Sigue sin freno la racha de suicidios en Aguascalientes y hora fue en la zona habitacional Condominios Eucaliptos II, donde un hombre se ahorcó después de dejar un recado donde se despedía de sus familiares.
Se estableció que la víctima sufría de fuertes cuadros depresivos, que presumen fue lo que lo orilló a tomar la fatal decisión de quitarse la vida.
El suicida fue un hombre identificado como Jesús Eduardo, quien contaba con 50 años.
Los trágicos hechos se registraron el jueves poco después de las 16:00 horas, en un domicilio ubicado en Condominios Eucaliptos II, lugar donde la víctima estaba viviendo.
Fueron sus propios familiares quienes hicieron el macabro hallazgo, al momento de llegar al domicilio tras haber terminado sus labores diarias.
De inmediato llamaron al Servicio de Emergencia 911, arribando poco después al lugar de los hechos varios policías preventivos y policías viales, así como una ambulancia del ISSEA, cuyos paramédicos confirmaron la muerte del señor Jesús Eduardo.
A fin de realizar las investigaciones correspondientes, acudieron a la escena del suicidio los agentes del Grupo Homicidios de la PME, personal de la Dirección de Investigación Pericial y el agente del Ministerio Público de Hospitales.
Se estableció que el señor Jesús Eduardo se ahorcó con una corbata que amarró a una estructura metálica.
Los familiares de esta persona comentaron que Jesús Eduardo padecía de crisis depresivas, las cuales se habían intensificado a últimas fechas, pero nunca sospecharon que llegara a intentar suicidarse.
Indicaron que durante la mañana del jueves, todos los miembros de la familia estuvieron realizando sus actividades diarias, mientras que el padre de familia se quedó solo en el domicilio.
Cuando uno de los familiares regresó a la casa, lo encontró ahorcado en una estructura metálica, por lo que después de descolgarlo procedió a llamar al Servicio de Emergencia 911.
Cabe destacar, que durante la inspección ocular realizada por personal de la Dirección de Servicios Periciales, se localizó y aseguró un texto que aparentemente fue escrito por el suicida, en el cual se despedía de sus familiares, al tiempo que les pedía perdón por lo que pretendía hacer, ya que manifestaba que no podía aguantar más.