El magistrado presidente del Supremo Tribunal de Justicia, Juan Manuel Ponce Sánchez auguró una relación de pleno respeto y de estrecha colaboración con el Poder Ejecutivo y con el Poder Legislativo.
Al asistir ayer a la instalación de la LXIII Legislatura, el titular del Poder Judicial manifestó su confianza en que se entablará una relación institucional enmarcada en el respeto, en la colaboración, pero sobre todo, en la unidad de esfuerzos que redunden en beneficios tangibles para a la sociedad.
“He dialogado con el gobernador electo, Martín Orozco y también con algunos legisladores, y ellos se han mostrado muy sensibles al tema de la impartición de justicia como una urgente necesidad que demanda la sociedad, y en ese sentido, habremos de trabajar estrechamente para el fortalecimiento de las instituciones”.
Agregó que los temas que ahora le ocupan al Poder Judicial es concretar el proyecto de Ciudad Justicia, que está planteado por etapas, y que es preciso avanzar en ese tema.
Se refirió además a continuar con los avances de la Justicia Familiar, la oralidad de los juicios mercantiles y proyectar el tema de la justicia laboral que habrá de implementarse en el mediano plazo.
Dijo que las nuevas autoridades han mostrado sensibilidad ante el proceso de transformación por el que atraviesa la impartición de justicia, y que demanda del sólido respaldo de los otros dos poderes.
“La ciudadanía espera que al cabo de los procesos renovadores, la justicia en verdad será expedita, transparente, pronta, imparcial y que esté siempre a la altura de las necesidades y de las demandas de las personas”.
Al concluir la ceremonia de instalación de la nueva legislatura local, Ponce Sánchez vaticinó de los nuevos legisladores, un trabajo productivo, de cara a la sociedad, por ello externó su felicitación a quienes ayer rindieron protesta en la máxima tribuna del estado.