Cirze Tinajero
Agencia Reforma

TIJUANA, BC.- Basta con catar sus vinos y cervezas mientras desfilan por la mesa platillos elaborados con ingredientes de la región, para comprender por qué cada vez más sibaritas deciden visitar este delicioso estado.
Todo un boom gastronómico inspira a darse una vuelta por sus principales ciudades. Tijuana, por ejemplo, exige realizar una parada en Misión 19, restaurante del chef Javier Plascencia. Ensenada presume a La Guerrerense, uno de los mejores puestos callejeros para comer mariscos y que -incluso- se cuenta entre los sitios favoritos del reconocido crítico culinario, chef y viajero Anthony Bourdain. Tecate, por su lado, atrae con sus cervecerías artesanales, Encino es tan sólo una de ellas.
Son varios los pretextos para que cada quien trace su propia ruta. Ésta ha sido confeccionada siguiendo los sabores que algunos lugareños gustosamente recomiendan.
Telefónica Gastro Park, en Tijuana, es ideal para abrir apetito. En este parque gastronómico, cuyo nombre se debe a que se ubica atrás de una antena telefónica, en el número 2024 de Avenida Melchor Ocampo, hay una decena de food trucks. Tan tentadora es la cocina mediterránea de Creta y el pan francés de Azarosa, como los noodles de Don Ramen.
“No son el típico puesto de la calle de comida rápida. Sus sabores son dignos de un gran restaurante, aquí vienes por una buena comida, no sólo por algo que te llene”, dice Enrique Jiménez, encargado de relaciones públicas de Telefónica Gastro Park.
El concepto de este sitio ya se replica en Valle de Guadalupe con Telefónica Gastro Park del Valle, que apenas abrió hace tres semanas y se encuentra, para se exactos, en la población de San Antonio de las Minas.
Por el momento aquí únicamente hay un food truck: Osadía, que ofrece diferentes tipos de carne a la leña. Su chamorro confitado se deshace en el paladar.
Al estar en este valle hay que practicar enoturismo. Imperdible es la visita a casas vinícolas como L.A. Cetto, Monte Xanic y Encuentro Guadalupe.
Desde el restaurante de este último sitio se disfruta de una bella vista maridada con un tinto.
No queda más que saborear Baja y entregarse al placer de decir varias veces: ¡salud!

Por sus caminos
En toda Baja California hay delicias, cada quien puede trazar su ruta. Aquí algunos tiempos de partiendo desde Tijuana.

Tijuana – food trucks
Ensenada – mariscos (pulpo)
Valle de Guadalupe – viñedos
Tecate- cerveza artesanal

De Tijuana a Ensenada: 1 hora (111 kilómetros)
De Tijuana a Valle de Guadalupe: 1 hora y 15 minutos (126 kilómetros)
De Tijuana a Tecate : 40 minutos (45 kilómetros)

** Distancias en automóvil con base en la Secretaría de Comunicaciones y Transportes