El titular del Juzgado Quinto Penal dictó auto de formal prisión al guatemalteco que el domingo pasado trató de abusar sexualmente de una niña y estrangularla para que no lo fuera a identificar.
William Geovani Ramírez Guerra, de 35 años, originario de Guatemala y quien actualmente se encuentra recluido en el CERESO para Varones “Aguascalientes”, fue notificado del auto de formal prisión por el delito de corrupción de menores y violación equiparada en grado de tentativa.
Fue el pasado domingo 10 de abril, aproximadamente a las 09:30 de la mañana, cuando el guatemalteco William Geovani Ramírez Guerra trató de abusar sexualmente de una niña de 10 años, a quien interceptó cuando se dirigía a una tienda Oxxo que se ubica frente al Hospital Hidalgo.
El sospechoso se llevó a la niña hacia la avenida Ayuntamiento, bajando unas escaleras que se ubican a la altura del puente que se localiza en la calle Galeana.
Posteriormente, se dirigió a un baldío denominado “Los Carrizos”, donde el sospechoso atacó a la niña, quien al oponer resistencia, el guatemalteco la sujetó del cuello para estrangularla.
Cuando William Geovani Ramírez Guerra comenzó a desvestirla, fue observado por un vecino de la Privada Guerrero, quien al percatarse de lo ocurrido de inmediato acudió a ayudar a la niña.
Los demás habitantes de la calle comenzaron a escuchar gritos y cuando se dieron cuenta de lo que sucedía, comenzaron a golpear brutalmente al guatemalteco, evitándose de esta forma que se consumara la violación.
Posteriormente, arribaron al lugar de los hechos varias patrullas de la Policía Preventiva y una ambulancia de Cruz Roja, a bordo de la cual la niña fue trasladada a recibir atención médica al Hospital Hidalgo.
Por su parte, los policías preventivos trasladaron al guatemalteco a recibir atención médica al Hospital “Tercer Milenio” y posteriormente quedó bajo custodia de agentes del Grupo Homicidios de la PME.