Marco Burgos/Agencia Reforma

GUADALAJARA, Jalisco.- Como un torneo mal organizado, desde su primera edición, catalogó Adrián González el Clásico Mundial de Beisbol y amenazó con no volver a jugarlo.
“No vale la pena participar más (en el Clásico Mundial de Beisbol), si nunca ha estado bien organizado”, aseguró González.
El primera base de los Dodgers salió en conferencia de prensa pasadas las 3:30 horas del lunes para explicar que el equipo mexicano va a meter protesta y que esperará a que amanezca en Estados Unidos para conocer si procede y son ellos los que juegan contra Italia o permanece Venezuela en esa posición.
Pero para el “Titán” esta confusión deja mal parado al torneo, que ha sido duramente cuestionado y que no cuenta con aceptación de equipos y jugadores de Grandes Ligas.
“Yo a lo mejor ya no me arriesgo (a jugarlo) y le diría a otros que no vale la pena”.
Adrián salió a rueda de prensa junto con su hermano, Édgar González, además manager de la Selección, Carlos Bremer, presentador del certamen, Salvador Quirarte, presidente del comité organizador y Armando Navarro, presidente de los Charros de Jalisco, para dar a conocer el plan de acción.
A las 4:40 horas, Adrián publicó una foto en la que informó que estaban metiendo la protesta.
México venció 11-9 a Venezuela en el último juego de la Primera Ronda y las Grandes Ligas anunciaron que con ese marcador, los anfitriones pasaban, pero tras una reunión del comité técnico determinaron que los criterios de desempate le correspondían a los vinotinto y borraron las publicaciones.
Adrián pidió a MLB que explique la regla, porque ellos consideran que entradas defendidas es desde que se sale al campo y no outs.