Un hermoso encuentro con Jesús es el que vivieron Kimberly Suhey y Dominic Arturo Zavala Apodaca, así como Naomi Jacqueline Zavala Montoya y Pedro Damián Apodaca Nuño cuando luego de preparar su alma, finalmente acudieron a su llamado mediante el sacramento de la comunión, el cual recibieron en la Parroquia del Señor San José.
Con la grata compañía de sus papás y padrinos, Luz Elena García, Carlos Rodrigo Ojeda Aguilera, Mónica Yasmín Montoya y Arturo Zavala Salazar, los pequeños permanecieron ante el Todopoderoso con fervor y luego de comer su cuerpo y beber su sangre, agradecieron infinitamente la gracia que han renovado desde su bautizo, manifestando su amor hacia él por medio de las oraciones que elevaron al cielo.
En medio del júbilo de la santa misa que presidió el ministro de la Iglesia, éste les felicitó de manera especial, puesto que se han convertido, les dijo, en amigos cercanos de Cristo resucitado, haciéndoles una invitación a no soltarlo de su mano.
Con este bello mensaje, los comulgantes junto con sus padres y seres queridos, partieron del recinto religioso, con el propósito de compartir el pan y la sal, dentro de un ambiente sano y familiar en un espacio particular en honor a ellos.