Graciela Lozano

Admirable y filantrópica labor es la que ha llevado a cabo la maestra Karla Laue, directora del grupo “Dominó”, quien fundó esta agrupación gratuita con el objetivo de ofrecer espacios de expresión a los niños y jóvenes, invitándolos a participar en actividades productivas, alejándolos de las cosas negativas que pueden desviar su rumbo.
Al respecto, la maestra comentó: “El próximo mes de septiembre se cumplen dos años de haber fundado el grupo “Dominó”, mismo que surge por la necesidad alejar a los niños y jóvenes de las acciones negativas que existen en las calles y que están a su fácil alcance. Considero que lo mejor es que se dediquen a algo productivo, por lo que trato de compartirles mis conocimientos en temas como el canto y la actuación, por supuesto también a disciplinarse en actividades artísticas”.
Actualmente, “Dominó” lo integran seis jóvenes que oscilan entre los 16 y 18 años de edad. “Formar parte de esta agrupación les permite reafirmar su carácter, haciéndolos seguros en sí mismos y disciplinados, además saben retener la información porque todo se lo aprenden de memoria, los hace más desenvueltos y capaces de subir a un escenario para actuar frente al público; incluso han sido beneficiados en su vida cotidiana al hablar con las personas sin mostrar timidez, así como a exponer algún tema en clases, frente a todos sus compañeros”, comentó.
Dependiendo de las festividades del año, la agrupación artística lleva a cabo entretenidos festivales, alusivos a fechas como: Día del Amor y la Amistad, Día del Niño, Día de las Madres, Día del Padre, el Mes Patrio, Día de Muertos y Navidad.
“Normalmente tenemos un mes, entre presentación y presentación, para preparar lo necesario de cada festival: desde elegir las canciones, el vestuario, la escenografía y coreografía, hasta el lugar de la presentación; sin embargo los jóvenes tienen la libertad de seleccionar los temas que cada uno interpretará. Lo importante es que ellos se sientan cómodos con lo que harán en el escenario”.
Finalmente, la entrevistada comentó que es muy importante recibir el apoyo de los padres de familia en actividades como ésta, donde los jóvenes crecen y desarrollan su talento de una manera saludable, convirtiéndose en personas más productivas, positivas y sensibles ante muchas situaciones.
En el escenario contagian la buena vibra a los demás niños y jóvenes que van a verlos, invitándolos a formar parte de este grupo en el que además de divertirse, aprenden cosas que eran ajenas a ellos, enfatizando sus propios talentos.