El alcalde de Aguascalientes, Juan Antonio Martín del Campo, entregó a vecinos del fraccionamiento Macías Arellano la pavimentación con concreto hidráulico de la calle A, así como la rehabilitación de la red de agua potable y alcantarillado de este mismo lugar; destacó que las condiciones en las que se encontraba esta calle hace pocos meses, con baches y banquetas dañadas por falta de mantenimiento, propiciaba un pésimo entorno para sus habitantes.

“Hemos comenzado a transformar esta ciudad. Sé que ha ocasionado molestias, que tengan polvo a un lado de sus domicilios, ha ocasionado que no tengan el servicio de agua porque para rehabilitar esta red se tiene que cortar el suministro de agua, pero después de estos días, vemos los resultados y cómo se han ido transformando las colonias de nuestro municipio”, enfatizó.

El primer edil indicó que este tipo de obras se están realizando en toda la ciudad, como lo ha sido en las calles pavimentadas durante la actual administración en Los Pericos, en El Campestre, La Herradura, Vergeles, en el sur y el poniente.

Anunció que en próximos días se irán liberando más tramos de pavimentación, con calles como Francisco P. Landa, Centaury, Santa Anita, entre otras.

“En nuestra administración queremos que cuando transiten por las banquetas no tengan problemas y se vayan a caer como en otros años. Queremos que estén a gusto, que no tengan ningún problema, por eso estamos invirtiendo en infraestructura, aquí se ven reflejados sus impuestos, que no están en otros lados, sino en su colonia y en su fraccionamiento”, apuntó.

El presidente municipal dio a conocer la planeación de la construcción de un colector pluvial en la Macías Arellano, el cual estará a cargo de la CCAPAMA, esperando que se pueda realizar en esta administración, o bien establecer el proyecto para que se le dé continuidad.

Por su parte, el secretario de Obras Públicas, Humberto Cruz Hernández, afirmó que con estas obras los habitantes de la calle A, ahora cuentan con una vialidad de concreto hidráulico por la cual transitarán de manera segura por cerca de 30 años; de esta manera, se construyeron mil 800 metros cuadrados de concreto, de la calle Cóbano a la calle E, con una inversión de 1.7 millones de pesos donde se incluyó la sustitución del sistema de red de agua potable y alcantarillado, para tener una mayor vida útil de este concreto.